Este diagnóstico trata de dar respuesta al interés compartido de los ayuntamientos de la Comarca de Nerbioi Ibaizabal (Arrigorriaga, Arakaldo, Basauri, Etxebarri, Galdakao, Orduña, Orozko, Ugao-Miravalles, Zaratamo y Zeberio) por llevar a cabo iniciativas de promoción dirigidas a la población joven.

Desde nuestros orígenes, en Fundación EDE hemos venido reflexionando sobre el papel y el valor que nuestras personas mayores ofrecen a la sociedad.

Consideramos que la experiencia y los valores de nuestros y nuestras mayores son elementos que no han tenido el suficiente reconocimiento, a pesar de que ambos son imprescindibles para comprender cómo se ha ido conformando nuestra sociedad y para tomar conciencia e interpretar los cambios históricos y los fenómenos sociales que han vivido y a los que se han enfrentado las generaciones pasadas.

En definitiva, ellas y ellos son depositarios de la memoria colectiva. No podemos entender el presente sin esa experiencia pasada y esos valores que acumulan y atesoran nuestras personas mayores.

Por ello, en 2012 decidimos hacer algo sobre este tema. Gracias a la colaboración de la Obra Social de BBK, diseñamos un proyecto denominado “Oroiteka: archivo de la experiencia”. Su  objetivo era recuperar y poner en valor la experiencia de las personas mayores del Territorio Histórico de Bizkaia.

Para ello era necesario poner voz y rostro a esa experiencia, así que nos pusimos en contacto con Sabin, Pilar, Santiago, Flori, José María, Iluminación, Jesús, Felisa, María y Goyo, todos ellos con edades comprendidas entre los 73 y los 86 años en aquel momento, y les pusimos delante de una cámara para que nos hablaran desde su experiencia y sus recuerdos en torno a diferentes cuestiones: la educación, los procesos migratorios, la familia y las relaciones afectivas, el ocio y el tiempo libre, la economía, el empleo, los acontecimientos sociopolíticos, los cambios sociales y la situación de la mujer.

El resultado fueron una serie de reflexiones interesantes, a veces divertidas, a veces duras y, sin duda, siempre valiosas porque nos dibujan un fresco de la historia reciente de nuestro territorio y nos invitan a pensar en el presente y el futuro.

Relatos desde la mirada de la experiencia, llenos de valores y de enseñanzas para todas las generaciones.

Relatos que son símbolo de nuestra identidad personal y colectiva y que podéis ver aquí.

Difundimos los resultados del proyecto en dos jornadas realizadas en Trapagarán y Bilbao en 2013 que nos permitieron reflexionar a mayores y más jóvenes sobre el valor de la experiencia.

Si queréis saber más acerca de este proyecto, podéis leer esto.